Connect with us

historia oculta

Ni ser ni no ser, es que Shakespeare tampoco existió: era un cateto, tras el que se escondía Francis Bacon y varios autores más

drmatrix

Publicado

el

CRONICAS DESDE EL TALEGO

Recuerdo de la broma que gastó Matrix que había sido encarcelado por denunciar el sida y todo el mundo picó.

SHAKESPEARE: UN CLON DE LA TEORÍA DEL SIDA, PERO AL REVÉS

Shakespeare como el chuloputas Cervantes recuerdan mucho a la tonteoría del sida. Todo son especulaciones, hechos no confirmados y contradicciones. Era un cateto, cazador furtivo, comerciante y especulador inmobiliario, cuya mujer era analfabeta y su padre guantero, y que en lo alto de la fama vuelve a su pueblo a reclamar unos chelines a un vecino. Escribe Otelo sin entender su fuente italiana, que no había sido publicada al inglés, al igual que el Hamlet francés de Belleforest, que también plagio Kyd y luego otra vez el supuesto Shakespeare.

EN SU EPOCA NI HABLABAN INGLÉS REAL, SINO GERMÁNICO

En la época de Francis Bacon, las masas hablaban una especie de dialecto germánico y la aristocracia, francés, por eso a Francis Bacon le consideramos el inventor sistematizador del inglés. El fin de estar obras era unificar el país en una sola lengua, a petición de la Reina de Inglaterra, Isabel I.

Shakespeare sería el anagrama de una sociedad secreta formada por Francis Bacon y John Dee, quien fue el fundador de los rosacruces y de los servicios secretos británicos, incluido el mito del 007 James Bond. Bram Stoker, el legendario autor de Drácula, perteneció a esta logia siglos después. Shakespeare fue un actor británico que se hizo pasar por el autor de las obras de Bacon.

Shakespeare es un anagrama masónico iluminati que significa “batir la lanza“. Anagrama quiere decir palabra que resulta de la transposicion de letras de una frase u otra palabra.La lanza es un símbolo esotérico masónico celta-egipcio ancestral, fálico y de poder. Tener la lanza significa tener el poder, de ahí el mito de la Lanza de Longino en manos de Hitler. Con el nombre de Shakespeare la logia de Francis Bacon mostraba el poder del grupo para transmitir su mensaje de una manera oculta.

El actor Derek Jacobi, Dawkins, Francis Carr, Charles Chaplin, Mark Twain, Charlton Ogbum, Tom Bethell o Mark Rylance, director del teatro Globe de Shakespeare en Londres y otros muchos autores, como William Henry Smith en 1856, niegan de la autoría de Shakespeare. Resulta extraño que un paleto que llega a Londres a trabajar -huido por ser cazador furtivo- a limpiar las cagadas de los caballos en los teatros y luego pasara tramoyista, actor,etc. llegue a ser un mito literario. J.M. Valverde reconoce que en Macbeth “la canción de Brujas procede de The Witch de Middleton…”.

CONTRADICCIONES SIN FIN, COMO EN EL SIDA

Hay muchas contradicciones, el que se supone emplumaron como testaferro de Shakespeare, era -casualmente como la mayoría de los periodistas de la actualidad- un actor paleto sin estudios de Stratford Upon Avon (área preciosa, que conozco y que recuerda a los bellos verdes paisajes de Cantabria), que además no era noble, por lo que es extraño que hablara con tanta exactitud de la aristocracia o de temas jurídicos. El callo caballuno de su mujer era una campesina analfabeta, y es raro que alguien como él no le enseñara al menos a escribir. Se retiró muy joven a los 40, en la cresta del éxito, y vuelve a su pueblo a contemplar margaritas y a demandar a un vecino por 35 chelines de Malta, algo que sólo cuadra si es un primo-tapadera de Shakespeare.

Usaba un colaborador en su madurez, se publicaron sus sonetos sin su colaboración en 1609, no se le brindó ningún homenaje cuando falleció en 1616, su testamento parece el de un labriego no el de un autor consagrado, sin ninguna referencias al legado de sus obras pero si, por ejemplo, a su cama, de nuevo una referencia insólita. Su tumba está con inscripciones hechas a mano, algo raro para un personaje de su categoría.

Cuando se publicó Otelo su fuente original en italiano no se había publicado en inglés y Shakespeare no sabía italiano ni tampoco la fuente del Hamlet francés. Se han detectado hasta seis firmas distintas de Shakespeare. Todas sus biografías son especulativas. Recuerdan a la tontimoteoría del sida, una bola de nieve aceptada por todo el mundo, nacida sólo de divagaciones sin confirmar.Todo con un fin: crear un mito nacionalista para adorar y unificar la lengua inglesa.

Seis firmas distintas de Shakespeare: más dudas sobre el caso.

ERA INCULTO, PERO ESCRIBÍA OBRAS CULTAS

Su amigo, Ben Jonson da a entender algunas veces que él no era el autor de sus obras y decía “poseía un escaso latín y un poco de menos griego” y Shakespeare lo da a entender en El Soneto 76. “Por qué escribo yo… siempre lo mismo…Bien que cada palabra revela mi nombre/Revela su nacimiento e indica su procedencia”. Keats lo define como “camaleónico”, escondido en los personajes, claro: es que eran tantos autores que a veces no se reconocía ni al propio Bacon detrás.

Sigmund Freud (otro fake, por cierto, prefabricado por su sobrino Edward Barneys, el mayor manipulador de masas del siglo XX) y Orson Wells pensaron que Shakespeare era el autor Edward de Vere. Otros creen que era otro poeta llamado Christopher Marlow. Francis Carr piensa, rizando el rizo y seguramente erróneamente, que Francis Bacon era el autor de las obras de Shakespeare y el Quijote; de hecho algunos dicen que Shakespeare y Cervantes que murieron el mísmo día.

SIR FRANCIS BACON= EL NEGRO JEFE

El nigromante iluminati Francis Bacon, autor de la mayoría de las obras de Shakespeare, junto con otros nombres de su sociedad secreta y de la corte inglesa como Marlow. Que lo de Shakespeare fue un montaje es tan claro como que su primer obra Enrique VI se presentó como anónima en 1590, escrita “quizá con colaboración de Marlow”, según J.M. Valverde, en su edición española de Hamlet. Osea un cateto plebeyo tipo Alfredo Landa va a Londres a triunfar con obras aristocráticas ¿pero no quiere se conozca su nombre en su primera obra?. Esto es intragable. En 1611 ni se preocupa por las ediciones completas de su obra, sencillamente porque el cateto que hicieron pasar por Shakespeare era un bluff-montaje del nivel del duo pop de las mariconas Milli Vanili. Bacon era humilde y muy famoso, no necesitaba más fama, además de iluminati mason amante del secretismo. Un conocido ensayista y (contra)periodista inglés llamado William Comyns Beaumont del Daily Mail también afirmaba que Bacon era Shakespeare.

ESO SÍ: ESTILO ELEGANTÍSIMO

El elegante estilo de Bacon y Shakespeare se parecen mucho, según ya nos confirmó During -Lawrence en 1910. Eso sí, quien fuera el autor, y a diferencia de plomífero Cervantes, el autor o autores de las obras de Shakespeare destila en ocasiones un estilo bello, solemne, cultísimo, poético, esencial, de potentes metáforas, comparaciones rutilantes y efectivas y adjetivación precisa, un superclase escribiendo. Machado lo definió como “poeta de poetas”:

“¡Ser o no ser: He aquí el problema! ¿Qué es más levantado para el espíritu: sufrir los golpes y dardos de la insultante fortuna, o tomar las armas contra un piélago de calamidades y, haciéndoles frente, acabar con ellas? ¡Morir…, dormir; No más!¡Y pensar que con un sueño damos fin al pesar del corazón y a los mil naturales conflictos que constituyen la herencia de la carne!¡He aquí un término devotamente apetecible!¡Morir…, dormir! ¡Dormir!…¡Tal vez soñar!

Una de los versos de Shakespeare que más me gustan en Como Gustéis se nota demasiado que son de Bacon, quien siempre escribía sobre la poética de la ilusión y la transitoriedad:

“El mundo entero es un teatro/hombres y mujeres sus actores/con sus entradas y salidas…”

Una buena definición del Matrix del mundo. Se dice que Shakespeare o Bacon no supo que título poner y preguntó a alguien cuál poner y éste dijo: “Como gustéis”, de ahí el título.

Pues bien en su poema La vida del hombre, Bacon escribe en un tono similar:

“El mundo es una burbuja y la vida de un hombre, menos que un suspiro/en su concepción equivocada de la cuna a tumba…”.

En Hamlet y todas sus obras se repite este estilo más propio de un esotérico espiritualista que de un dramaturga mundano: “todo lo que vive ha de morir, pasando a la eternidad a través de la Naturaleza”….”Nadie tiene lo que deja, que es dejar antes de tiempo”. Esta idea antivanidad explica que Bacon no le importara ser conocido, ya que todo el montaje era un mandato de la reina y se trataba de un sabio nigromante rosacruciano iluminati secreto, más allá de las luces de la fama.

Además, curiosamente el cristianismo apenas aparece en Shakespeare algo lógico, si el autor es un rosacruciano (uno de los personajes de Hamlet es Rosankrutz y Osric, de Osiris, nombre masónica egipcio: se notan las bases masónicas de Bacon y cia)

DRAMONES A CAMÁRA LENTA PARA DORMIRSE

Hermosa pluma, sí, pero sus obras o dramones quedan tan anacrónicas como las de Cervantes, son coñazos a cámara lenta con una temática temporal que no interesa ni a Dios, con deslumbrante lenguaje en ocasiones, muy propio del sabio iluminati Bacon -por cierto, uno de los creadores del método científico, además de mago esotérico- pero que si somos sinceros, duermen a las ovejas contemplados en conjunto o en una hora de visionado in vivo. Quién diga lo contrario o está mal de la cabeza, o vive de esto o es un anciano o una empalagosa profesora pedante de literatura inglesa como las que me tocaron a mí en la Facultad de Salamanca.

T. S. Elliot, Nobel, poeta y dramaturgo y uno de las grandes plumas inglesas, considera Hamlet con toda razón “un fracaso artístico”. Bernard Shaw decía que Shakespeare escribía mal.Sus apologistas son como los investigadores del sida o los cervantista, un timo retórico, parafraseando humo sin parar.

 

Como en Cervantes todo está mitificado en Shakespeare, carece de profundidad y visión del mundo unitaria. Es un mito, como el sida, pero positivo. Porque los borregomatrix necesitan mitos incomibles PREFABRICADOS CULTURALMENTE para adorar, como Shakespeare, Ronaldhino,La Inma-culada Virgen María, la Britney Spears o Cervantes, y mitos para temer, como el sida o el calentamiento o el Hombre del Saco. Que sea todo mentira les da igual, porque la vida y la muerte de estos bovinos de pezuña ungulada, también son una farsa de cabo a rabo.

SHAKESPEARE=MILLI VANILLI & BRITNEY SPEARS

Lo de Shakespeare es un montaje mediático cultural como lo de Britney Spears o las mariconas Mili Vanilli, al final todo era mentira, propaganda Mátrix, para venderte algo, con Shakespeare nos venden un mito nacionalista y una nueva lengua , que fue creación de Francis Bacon.

Seguir Leyendo
1 Comentario

1 Comentario

  1. Víctor

    25/10/2016 at 1:55 pm

    Y por que si van a crear un mito linguistico hacen algo tan coñazo? No podian hacer algo Bueno?

Deja tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Conspiración

La Conspiraciòn del Porno y Espìas Sexuales

drmatrix

Publicado

el


PUTONIANAS

Desde Matahari, el uso de prositutas, actores, y modelos es comùn en agencia de espionajes, especialmente las

(más…)
Seguir Leyendo

exclusivas

Safaris Humanos Reales como en la Caza de Netflix

drmatrix

Publicado

el

SAFARIS EN EL MONTE SHASTA

La mkultra Cathy O´brien en su libro Trance Formation of America , acusó a Bush padre y los clintonto de participar en safaris humanos en el monte Shasta en EEUU, junto con su hija, les hacían correr en grupo desnudos por el monte….

(más…)
Seguir Leyendo

historia oculta

El Increíble Origen de la Cama y cuál es la mejor

drmatrix

Publicado

el

CAMA=LUGAR DE MARI

Hay misteriosas vírgenes de la Cama y de Tránsito. La Virgen María está en la Cama toda la Eternidad hasta el juicio

(más…)
Seguir Leyendo

Tendencia

Copyright © 2020 Contraperiodismo Matrix. Diseñado por Luis Carlos Campos Steagnus Studio